jueves, 8 de mayo de 2014

La Iglesia de Cutzamala y su historia


Alfredo Mundo Fernández: Esta foto la tomó México Fotográfico (MF) en 1930. La iglesia tiene el reloj que se inauguró en 1910 con motivo de los cien años de la Guerra de Independencia, y se trajo desde Francia por don Silvestre Jaimes. Lo dañó un temblor en los años 30 y ya no lo repararon por lo que en los 40s lo quitaron. 
La torre fue derrumbada a mediados de mayo de 1860, después de un sitio de 45 días en que participaron 4,500 hombres de la División del Sur al mando del Gral. Diego Álvarez, el Gral. José María Arteaga y el gobernador Gral. Vicente Jiménez. El gobernador ordenó la destrucción de la iglesia pero solo lograron tumbar la torre, dicen oficios en la Secretaría de la Defensa Nacional y la narración de un testigo presencial. Al no lograr más, incendian las casonas del centro y anexas. Dice la crónica que la torre la derriban "con picos y palas y cuetes", y la Defensa Nacional dice sólo que la derribaron, que "mutilaron la iglesia del Altísimo". No se dice de un cañonazo, pero al decir que con "cuetes" puede entenderse que sí. La torre original era toda de piedra cantera labrada exquisitamente, como se puede constatar en una parte que quedó de la torre Norte y de donde empieza la hecha con piedra.
 
En abril de 1830 el Gral. Juan José Codallos envía una circular a varios pueblos de Tierra Caliente pidiendo hombres que se reúnan en Cutzamala para atacar a "los gachupines", que así decía a los gobiernistas. Peleaba al lado del Gral. Vicente Guerrero. Ese oficio está hoy en la Secretaría de la Defensa Nacional. Estaba Codallos en el Fuerte de Barrábas en Zirándaro y llega a Cutzamala el 30 de abril de 1830 en donde ya había más de mil hombres de toda la región. Inmediatamente coloca dos cañones en lo alto de la iglesia, hombres en el cementerio y en la plaza. El día 3 de mayo llega el temible gobiernista Gral. José Gabriel Armijo que lo ataca durante tres días, pero el Gral. Codallos comete la torpeza de salir de Cutzamala a atacar y lo vencen. Armijo lo informa a la Secretaría de Guerra el 6 de mayo de 1830 en el expediente 731, folios del 18 al 24, muy extenso y también está en la SEDENA. Se cumplen 184 años de ese suceso.

Aunque la torre tiene menos años que el resto de la iglesia es una joya también tanto arquitectónica como histórica.