miércoles, 3 de agosto de 2011

Es iglesia de Altamirano y no de Cutzio, la más vieja


Según cronista, la edificación dedicada a San Juan Bautista fue levantada en 1554 por el fraile agustino Juan Bautista Moya
iglesia altamiranoCUTZAMALA DE PINZÓN, GRO. La primera iglesia católica que fue construida en la región de la Tierra Caliente de Michoacán y Guerrero fue la de Pungarabato, en 1552, por el fraile agustino Juan Bautista Moya y Valenzuela, de acuerdo con la versión del cronista de Cutzamala de Pinzón, Alfredo Mundo Fernández.
Posteriormente, el llamado Evangelizador de la Tierra Caliente construyó el templo de Tuzantla, Michoacán, en 1554; el de Cutzamala, en 1555; y el de Ajuchitlán en 1560, agregó el reconocido historiador.
Dijo que por siglos se mantuvo la creencia de que la actual capilla de Cutzio, dedicada a la Virgen María, había sido la primera construida en la Tierra Caliente de Michoacán y Guerrero, pero es el diccionario de Antonio García Cubas, de 1891, el que aclara esta duda, al afirmar que “Cuiseo (sic) tiene una hermosa capilla que construyó el señor cura José María Escoto, alrededor de 1870”.
De acuerdo con las investigaciones que durante 35 años ha realizado el cronista Alfredo Mundo, los pueblos de Pungarabato, Coyuca de Catalán, Cutzamala de Pinzón, Ajuchitlán del Progreso, San Miguel Totolapan y Zirándaro de los Chávez fueron fundados en el año 400 después de Cristo (DC), y según un mapa que tiene en sus archivos, no aparece Cutzio como un pueblo antiguo, lo que confirman las recientes investigaciones realizadas por el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) en este municipio.
Mundo Fernández precisó que no se puede negar la enorme capacidad del fraile José María Escoto para dirigir las construcciones de las iglesias, porque conocía a la perfección el ladrillo y la piedra cantera que logró darle un toque barroco a las edificaciones católicas.
Aseguró asimismo que en los archivos históricos que tiene en su poder, está registrado el fraile José María Escoto como cura de Cutzamala en año de 1872, y como constructor de la capilla de Cutzio, que a la fecha tiene 140 años.
En la historia de Michoacán se registran dos pueblos con el nombre de “Cuiseo de la Laguna” y “Cuiseo del Río”, explicó el cronista, “y al que me refiero es a Cuiseo del Río, que pertenece a Tierra Caliente”.
Referente a los vestigios de la primera iglesia construida en la Tierra Caliente, consagrada a San Juan Bautista, Pungarabato (Ciudad Altamirano), dijo Alfredo Mundo que a la fecha sólo se conservan los muros, “la de Ajuchitlán aún conserva la mayoría de su esencia, y la Cutzamala, es un pilar de la historia guerrera, porque sirvió de cuartel en la lucha por Independencia y la Revolución”
El edificio de la parroquia de la Asunción de María, de Cutzamala, “es un edificio hermoso construido con piedra de cantera labrada original de su tiempo”, resaltó el cronista.

Otras publicaciones: